Las Rachas en las Apuestas

11-09-2009

Muchas veces nos encontramos en situaciones de arrastrar varias pérdidas seguidas. Esto, desafortunadamente para todos, sucede con más frecuencia que tener una racha ganadora. En este caso, no hay de qué quejarse. El tema ríspido surge cuando parecemos entrar en una fase donde no acertamos una, literalmente. ¿Qué hacer en esos casos?

En primer término, es necesario hacernos cargo de nuestras pérdidas. Para la estadística –y las apuestas lo son, no existe el factor suerte. Siguiendo este razonamiento, una mala racha es consecuencia de un accionar equivocado, de una serie de decisiones mal tomadas. Es imperativo, entonces, buscar la causa de nuestras malas decisiones en nuestro propio obrar.

Lo más probable es que no estemos haciendo bien los deberes, es decir, no estamos tomándonos el suficiente tiempo para estudiar los antecedentes de los equipos involucrados. Además, tal vez nos falte considerar la situación actual del equipo. Todos los factores cuentan, como el grado de motivación. Si un equipo no juega por nada, es decir, son los últimos partidos del campeonato, y no hay chances de que salga del medio de la tabla, mientras que el otro se juega el descenso de categoría, este factor es más importante que las estadísticas de encuentros pasados.

Otros temas que tienen injerencia en el desempeño de los equipos pueden ser la relación de los principales jugadores con el club. ¿Les pagan los sueldos a tiempo? ¿Es un club organizado, con buenas finanzas? ¿Los jugadores se sientes cómodos o incómodos en el equipo, especialmente las estrellas del equipo? Como vemos, el espectro de cosas a tener en cuenta es grande, y es la clave de toda apuesta exitosa.

VN:F [1.9.15_1155]
  Calificación: 0.0/10 (0 Votos)

Post relacionados